Son variadas las razones, por las que se puede tomar la decisión de incluir la energía limpia en el hogar. Esta es especialmente útil si se vive en un lugar aislado donde se dificulte la conexión eléctrica o al tener una vivienda móvil. Pero también su elección es una apuesta a un modo de vida más ecológico.

Aprovechar los recursos naturales de manera más respetuosa, posibilita la conservación de la vida en la tierra. Una de las alternativas para alcanzar esta meta es mediante la utilización de la energía solar, que es posible con la instalación de paneles fotovoltaicos en las casas.

 Quizás muchos se preguntes cómo funcionan los paneles, y cómo es que esta energía se puede trasladar a los espacios cotidianos de la casa. Es por ello, que se brindará la información de esta tecnología fotovoltaica.

Funcionamiento de sistema fotovoltaico

Este sistema está diseñado para captar la luz del sol, donde las células fotovoltaicas van a generar un circuito eléctrico que se va a transmitir en forma de corriente continua, a un convertidor que la transformará en corriente alterna, que es finalmente la electricidad que va a alimentar los aparatos y dispositivos de una casa.

Este proceso es posible al utilizar paneles colocados en sitios estratégicos donde reciban la luz solar, habrá un mayor flujo de energía cuando el sol ilumine directamente, pero esto no quiere decir que en días nublados y cambio de estaciones, dejará de funcionar.

¿Cómo puede trasladarse a las casa?

Para trasladarlo a los hogares se necesitará de unos componentes básicos que trabajando de manera integrada van a permitir que el sistema fotovoltaico puedan dotar las casas de energía limpia. Estos son:

·         Panel solar: este es el elemento principal para la captura de la luz solar al estar constituidas de unas placas de vidrio. Son tal y como se pueden observar en una planta de energía solar solo que la cantidad de paneles es considerablemente menor en una casa.

·         Inversor: este es el principal responsable de convertir la corriente continua a corriente alterna para poder ir a la siguiente fase, que será el almacenaje.

·         Banco de baterías: Estas servirán de almacén la energía capturada los paneles y ya convertida.

·         Regulador de carga: Se trata de un dispositivo que protege las baterías, al regular la corriente y distribuir la energía.

Los paneles solares son instalados por lo general en los techos de las casas, pero es necesario considerar la orientación e inclinación correcta para garantizar así el funcionamiento correcto del sistema.

Aunque parece tan sencillo como decir, que hay que colocarlos en donde haya sol, es indispensable saber que la orientación usadas para quienes viven en países del hemisferio norte será el sur, y viceversa. Ya que hay que considerar la radiación más frecuente y prolongada independientemente del clima y las estaciones del año. 

Ventajas al implementar la energía solar en el hogar

Son muchas las ventajas al usar sistemas fotovoltaicos en el hogar, uno de ellos es que ayuda a reducir los costos del tu consumo de energía, esto permitirá una mayor independencia frente a las compañías de energía.

Al imprentarlo se está incorporando un procedimiento autosuficiente, que no generará gasto extras en décadas. Y lo más importante es que en la casa se estará contribuyendo con el consumo de una energía renovable y libre de contaminantes.

Tenemos también la idea de Cómo Funcionan los Paneles Solares para casa para calentar agua.